Antagonías y enumeraciones

Antagonías

I

Soy reflejo celeste, paciencia del agua

(claridad invernal que propaga los sentidos)

Soy sombra en la luna

como si me entregara a un sueño.

Me atraganta la frágil intención del aire

me pone ausente, quedo en la espectral sombra de una cosa muerta.

Tras un telón de flores, figuras de luz traspasan el tiempo,

amantes con áurea desnudez, significación metálica,

que en la mirada llevan un resabio de humedad después del amor

y danza verde, esmeralda del mar.

Es tiempo de correrse, de venirse,

con perfil redoblado, como un poema,

pintando figuras en la región cristalina, nublada del agua.

El cielo es un verso de espacio y tiempo,

tono, ritmo, pausas, silencios,

lo que alude, lo que supone entre dientes.

Es la superposición de la muerte, amor transcurrido

cuando la voz de una noche se detiene y

alza la mirada,

reflejando, entre paréntesis,

el lugar santísimo tras la explosión

del humo.

II

Intenciones de figuras

envueltas en blancura velada

de un cielo ácido, sales plateadas,

reflejos en el crepúsculo con su llamear de vencejos,

y quizá la fotografía de tu espalda.

Una ambigüedad o una experiencia,

jardín, llamarada de luz: el otoño.

 

III

Tambores oscuros, cobres, cañadas,

calles donde vidrios reverberan

-imagen y, sin embargo, aparición-

en lugares lúgubres del corazón.

Resplandores que laten

obligados a escribir poemas con la oscuridad,

versos que aún no están: las palabras,

entes en la sombra, jardines secretos,

viento en otoño,

bosques que oprimen los sentidos.

 

 

Enumeraciones

 

1

 

Se esparce en el ojo

la imagen dorada

de un demonio que persigue sueños.

 

2

 

Morir es como volverse

raíz de palma,

néctar de guanábana madura,

sabor de tamarindos que a menudo

sostienen diálogos agridulces.

 

3

 

Mis ojos fulguran

tu desnudez encendida

como un faro en la colina de nuestro espacio.

 

4

 

Nuestro amor, diálogo indomable

rodeado de sabores en el aire.

Ojos de leopardo, luces que avanzan

al encuentro con plumajes

donde sobrevive, herido, el amor .

 

5

 

Cueva húmeda en la tierra

con raíces que pueblan la jugosa entrada.

Memoria de ojo de agua,

invención pronunciada de trampa y sueño

que allana el lenguaje.

 

Publicado en:

https://revistavuelodejaguar.com/2019/03/19/antagonias-y-enumeraciones/

 

Anuncios

Un comentario sobre “Antagonías y enumeraciones

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: